Líder cántabro que puso en jaque a la las legiones romanas de la Península Ibérica. Fue un rebelde indomable, un carismático caudillo que empujaba a los ejércitos a luchar contra Roma. El historiador romano Dion Casio, que narra como cuando Augusto, harto de Corocotta y su rebeldía, ofrece 200.000 sextercios por su cabeza, sorprendentemente es el mismo Corocotta quien se presenta voluntariamente frente al César reclamando la recompensa, Augusto, abrumado por su heroísmo y valentía, le perdona la vida e incluso le concede la recompensa.


“ Irritóse tanto [Augusto] al principio contra un tal Corocotta, ladrón hispano muy poderoso, que hizo pregonar una recompensa de doscientos mil sestercios a quien lo apresase; pero más tarde, como se le presentase espontáneamente, no solo no le hizo ningún daño, sino que encima le entregó aquella suma.”


La inscripción en la base de su monumento (Avda. Manuel Garcia Lago – Santander) contiene una frase del poeta Horacio que dice “Cantabrum indoctum iuga ferre nostra”, lo que traducido viene a ser “El cántabro, no enseñado a llevar nuestro yugo”. Es una frase del poeta Horacio refiriéndose a que los cántabros preferían matarse antes que ser sometidos por los romanos.

Como llegar: desde la A8 tomar salida 197 y coger la CA-146 hasta carriazo. GPS: 43°27'17.7"N 3°40'17.7"W

INSCRIPCIÓN 20 €, A PARTIR DEL 10 DE AGOSTO LOS INSCRITOS NO OBTENDRÁN CAMISETA CONMEMORATIVA